Acelgas empiñonadas con jamón

Muchos son los que evitan comer verdura, pero si las acompañas con piñones, ajos, jamón serrano y huevo, el sabor es tan delicioso que cambiarás de opinión.

Receta de acelgas empiñonadas con jamón

Ingredientes para preparar acelgas empiñonadas con jamón

  • 1/2 Kg. de acelgas
  • 50 gr. de jamón serrano
  • 50 gr. de piñones pelados
  • 2 huevos
  • 6 dientes de ajo
  • Aceite de oliva
  • Zumo de limón
  • Sal

¿Cómo preparar acelgas empiñonadas con jamón?

  • Lavamos las acelgas, les cortamos las pencas, retiramos las hebras de estas últimas en caso de que sea necesario y las troceamos, tanto la hoja como la penca. Reservamos.
  • Cortamos en jamón en trocitos, y los ajos en láminas, y los reservamos por separado.
  • Cogemos un plato y batimos los huevos. Reservamos también.
  • Una vez que tenemos todos los ingredientes listos, nos ponemos manos a la obra con la receta en sí.
  • Ponemos a hervir agua en una cacerola a fuego rápido. Cuando empieza a hervir añadimos las acelgas y sazonamos. Unos 10 minutos después apagamos el fuego, y escurrimos las acelgas en un colador. También podemos cocer las acelgas al vapor, pues ese la forma en la que menos vitaminas pierden.
  • Mientras la verdura se cuece, en otro fogón, ponemos a calentar el aceite a fuego lento en una sartén. Rehogamos en el aceite las láminas de ajo que teníamos reservadas y rápidamente, en cuanto veamos que el ajo comienza a cambiar de color, añadimos el jamón y los piñones.
  • Removemos ligeramente y añadimos las acelgas escurridas y el zumo de limón.
  • Dejamos que todo se cocine un par de minutos y añadimos a continuación los huevos. Tendremos la sartén al fuego, removiendo de vez en cuando suavemente hasta que los huevos se cuajen, momento en que apagaremos el fuego y serviremos en platos.
  • Foto orientativa: Jorge Díaz
Nota del autor:

Las pencas suelen tener hebras cuando son pencas grandes y gruesas, si son acelgas pequeñas o las pencas son finitas, normalmente no tienen hebras desagradables.

Para saber si hay que retirar las hebras o no, coge la penca más grande que tengas, y con las manos rómpela por la mitad. Si ves que te salen unos hilos blancos fuertes, que incluso cuesta que se rompan, tendrás que retirarlas con un cuchillo (puedes ver este vídeo donde se explica perfectamente como se limpia la acelga y como se retiran las hebras 'Como limpiar acelgas"

Una forma más sencilla de preparar esta receta (aunque un poco más cara) es comprar las acelgas que están en bolsa. Estas suelen ser acelgas pequeñitas o acelgas cortadas, sin pencas a las que haya que quitarles las hebras.

No tires el agua de cocer las acelgas, pues es perfecta para dar sabor a una sopa, a unas patatas con carne, legumbres cocidas, o,incluso, puedes regar con ella las macetas, pues les darás un aporte de vitaminas genial.

Si te gusta, puedes añadir a este revuelto unas setas o champiñones, que le darán un toque rico extra.

También se puede añadir unos trozos de chorizo junto con el ajo, para que suelte el pimentón, o, si no quieres añadir el chorizo, puedes añadir un poco de pimentón justo antes de echar los huevos para darles el toque de sabor y de color especial.

El revuelto también se puede cuajar al baño María. De esta forma queda jugoso, suelto y cremoso cremoso. Si lo haces de esta manera tardarás más en cuajar el huevo, pero el resultado es profesional.

Comentarios sobre acelgas empiñonadas con jamón

  • Un plato rico y sano ¿qué más se le puede pedir a una comida?. Muchas gracias amigo.

    Comentario de ishemi el 04-05-2010